fbpx
Saltear al contenido principal

Tipo de inversión (renta o plusvalía)

Inversiones icrowdhouse

Si estás pensando en invertir en inmobiliario, ponemos a tu disposición información sobre los tipos de inversión para que puedas elegir el que mejor se adapta a tus necesidades.

Tenemos la tipología de inversión que se adapta a ti

Plusvalía

Comprar, reformar o construir y vender.

¿En que consiste?

Compra de inmuebles por debajo del precio de mercado, en zonas con proyección de crecimiento importante en el corto plazo, y con mucha demanda y facilidad de venta.

Reforma: Mejora de la propiedad para maximizar el precio de venta.

Construcción: Proyecto, planificación y construcción.

Venta: comercialización y venta del inmueble.

Plazo

Comprar para vender: El plazo objetivo de está inversión variará según el proyecto, pero por lo general estará entre 6 y 12 meses.

Construir para vender: El plazo objetivo de la inversión variará según el proyecto, pero por lo general estará entre 12 y 24 meses.

Dividendos

El beneficio obtenido (diferencia entre la inversión y el precio de venta) se distribuye en concepto de dividendos al cierre de la operación.

Renta

Comprar, reformar o construir y alquilar.

¿En que consiste?

Compra de activos:
Estrategia conservadora: Compra en rentabilidad, inquilino solvente y contrato vigente de al menos 3 años de duración (mejor si son de obligado cumplimiento), niveles de renta acordes a mercado (rack-rented). Ubicaciones céntricas.
Value-Add: Compra en vacío, con posible reforma y adecuación necesaria, búsqueda de inquilino y a continuación venta a inversor finalista, o buy to hold en patrimonio (rentabilidad). En el primer caso es importante tener en cuenta el momento de salida en el mercado, mientras que el segundo caso brinda una buena oportunidad de quedarse en patrimonio un activo de calidad rindiendo un buen PER anual (20 años o menos), habiendo creado valor para el inversor.

Reforma: Mejora de la propiedad para maximizar el precio del alquiler.

Construcción: Proyecto, planificación y construcción.

Alquiler: ingresos estables y de manera recurrente a largo plazo generados por el alquiler.

Plazo

Comprar para alquilar: El plazo objetivo de la inversión variará según el proyecto, pero por lo general rondará los 36 meses.

Construir para alquilar: El plazo objetivo de la inversión variará según el proyecto, pero por lo general rondará los 48 meses.

En ambos casos el plazo objetivo de la inversión vendrá muy marcado por el tipo de contrato de alquiler y su duración, que normalmente rondará los 36 meses. Las inversiones en residencial, se sustentarán en el contrato de alquiler de vivienda que puede ser para residencia habitual, por temporada o de uso turístico. Las inversiones en inmuebles comerciales, industriales o de servicios se fundamentan en contratos de alquiler de local de negocio que suelen ser más largo plazo.
Transcurrido el plazo estipulado en el proyecto para el alquiler se procederá a comercializar el mismo para su venta.

Dividendos

Recibirás los dividendos generados por los alquileres de manera recurrente según se determine en el proyecto (mensual, trimestral…). Además de los dividendos generados por rentas, también recibirás los generados por la plusvalía que se pueda generar cuando se venda el inmueble.

Volver arriba